El Quijote de Cervantes y Trapiello

..

El Quijote de Cervantes y Trapiello.- El escritor leonés presenta en la Residencia de Estudiantes su titánico proyecto de “traducir” el Quijote Diario de León, 3 de junio de 2015

¿Tiene que ser traducido el Quijote? Evidentemente, no. Aunque parezca increíble, el español del Siglo de Oro continúa siendo perfectamente comprensible para el usuario del español de hoy. De hecho, los judíos sefardíes lo conservan bastante puro y lo emplean con naturalidad. No digo que no sorprenda y que no exija un pequeño esfuerzo al principio, sobre todo porque hay una gran cantidad de objetos, utensilios, oficios y usos ya desaparecidos de los que las últimas generaciones ya no tienen noticia. Pero es fácilmente superable porque conservamos palabras derivadas y del mismo campo semántico que, en seguida, nos remiten a las primitivas. Con el entrecomillado de la noticia se nos quiere decir que el lenguaje ha sido actualizado en una parte del vocabulario y en algunos giros. Por ejemplo, “traducir” el vocablo adarga por escudo. Eso y mucho más, entiendo. Pero quiero entender también que no se ha dejado perder el ritmo, el ambiente y lo sugestivo y poético del texto cervantino.

Andrés Trapiello es un enamorado de la obra de Cervantes y un experto novelista que -como hemos dado cuenta en este cuaderno- ha llevado a cabo con gran acierto y fortuna la continuación del Quijote en dos novelas magníficas, Al morir don Quijote y Del final de Sancho Panza y otras suertes. Una decisión arriesgada, pero muy meritoria y de la que ha sabido salir airoso, mucho más que lo que resultó ser la segunda parte apócrifa del Quijote escrita por el supuesto Avellaneda tras el cual, me atrevo a aventurar, se encontraba nada menos que Lope de Vega.

Lo concienzudo de un trabajo de años, como declara Trapiello, y la inteligencia que podemos encontrar en el escritor leonés harán -sin duda- de esta edición del Quijote una de las más celebradas y leídas, que es lo que importa. Luego, quien haya gustado de estas lecturas, seguramente querrá bucear en el original. El puente que Andrés Trapiello ha tendido para acercarnos al Quijote, es puente de oro.

González Alonso

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s